miércoles, 26 de marzo de 2014

Con Louis en París

Con esto de haber tenido el blog medio muerto durante unos meses, aún no se había asomado por aquí Louis, el conejo francés. Lo tejí en verano para que se viniera de viaje a París, siguiendo los pasos de Aurelio el romano
Pasamos unos días de julio pateando la ciudad bajo un sol achicharrante, pero sobrevivimos al calor, a las caminatas y a los precios terroríficos (briconsejo: desayunar en una de sus famosas terracitas es muy tentador, pero cuesta el triple que zamparse en un parque un bollo y un café de cualquier boulangerie). 
Louis, convenientemente sobornado con brioches y croissants, nos guió por los tipiquíiiismos monumentos parisinos, que hemos visto mil veces en fotos y postales.

 La Sainte-Chapelle, un templo gótico de dos plantas con unas vidrieras enormes y bonitísimas

 Notre Dame, sin jorobado

 El Panteón, en pleno Barrio Latino y cerquita de la Sorbona. 

La Torre Eiffel vista desde el Trocadero (que típico, eh?)

El pelotón del Tour pasando por las Tullerías! El día antes de irnos de París acababa el Tour y aprovechamos para ver la entrada del pelotón, el Arco del Triunfo iluminado de amarillo... Por la tele no se aprecia lo rapidísimo que van, de hecho no me dio ni tiempo de sacar a Louis para que posara :D

El patrón que usé para tejer a Louis, de la Sewing School de Peppermint Mag, se puede descargar en esta página (hay que bajar hasta el issue 12). Tejiendo el jersey a rayas, con un pañuelito rojo (muy fácil: una tira de cadenetas y luego un punto alto en cada cadeneta) y un bigote (de ganchillo o de fieltro), queda un conejo de lo más francés. Solo le falta la baguette bajo el brazo :)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada